8 Tips para "pasar el bastón" de proveedores a clientes - Lean Institute Colombia

En una carrera de relevos, el equipo ganador no es el que corre el tramo más rápido, sino el que corre más rápido de principio a fin sin dejar caer el bastón.

Por: Robert Martichenko


En los negocios, la cadena de suministro ganadora no es la que tiene los silos operativos más eficientes, sino la que es más eficiente de punta a punta, especialmente en las entregas.

En otras palabras, puedes tener cuatro atletas increíbles corriendo una carrera de relevos, pero si no hacen bien las entregas, no ganan. En tu cadena de suministro, las entregas también son donde es más probable que dejes caer el «bastón».

Los traspasos ocurren donde los procesos de los proveedores se conectan con los suyos, donde sus procesos se conectan con los clientes, donde los mayoristas se conectan con los minoristas, etc. Los procesos en los traspasos a menudo carecen de visibilidad y disciplina.

 El alcance de la cadena de suministro de extremo a extremo

Por ejemplo, un minorista centrado en la reducción de los costos de transporte puede hacer pedidos en grandes cantidades. Así pues, el traspaso entre el minorista y el proveedor está en la función de transporte, que estará repleta de desechos porque el proveedor está construyendo en lotes para satisfacer las cantidades de carga de camiones, aunque esas cantidades no tienen nada que ver con la demanda real de los clientes.

Otro ejemplo es el de un fabricante que no comparte las previsiones de producción o carece de un programa de producción disciplinado. Los proveedores deben adivinar qué construir, lo que crea muchos desechos cuando se equivocan.

Principios rectores para repensar las cadenas de suministro

Las organizaciones con visión de futuro se están centrando ahora en el costo total del cumplimiento, de extremo a extremo, porque están reconociendo que los desperdicios no existen tanto dentro de las funciones de la cadena de suministro sino más bien en las interfaces donde cada nodo se conecta con el siguiente. Lo que esto significa es que estos líderes están ahora mirando sus cadenas de suministro desde el consumo de su producto por parte de los clientes hasta su distribución, pasando por la fabricación y la logística de entrada hasta su base de suministro.

A medida que las empresas hacen el análisis de extremo a extremo, comienzan a cuestionar las estrategias de deslocalización, pero el objetivo no es deslocalizar o acercarse a la costa o repatriar. El objetivo es tener la cadena de suministro de extremo a extremo más eficiente.

Debido a que las cadenas de suministro son tan largas y dinámicas, necesitará los siguientes ocho principios para guiarle en el análisis y la mejora de los traspasos con los proveedores y clientes:

1.Eliminar los siete tipos de desperdicio en la cadena de suministro para que sólo quede valor:

– Complejidad del sistema: elaborar sistemas de programación y trabajar en torno a las desconexiones entre la programación formal y las necesidades reales

– Tiempo de espera: tomar demasiado tiempo de un paso a otro

– Transporte: transporte excesivo entre instalaciones y empresas

– Espacio: el espacio excesivo para el almacenamiento es un desperdicio

– Inventario: en cualquier punto de la corriente de cumplimiento

– Esfuerzo humano desperdiciado: ejemplos son el retratado, la confusión y el exceso de movimiento

– Embalaje: los tipos de productos equivocados en las cantidades equivocadas

2. Hacer que el consumo de los clientes sea visible para todos los miembros de la corriente de cumplimiento para que sea más fácil para cada participante planificar el trabajo con antelación basándose en el tirón de la demanda de los clientes.

3. Reducir el tiempo de espera de la logística de entrada y salida para que los pedidos lleguen más rápido al cliente.

4. Crear un flujo nivelado para que los bienes y la información se muevan de manera predecible, consistente e ininterrumpida en base a la demanda real.

5. Cuando el flujo nivelado no sea posible, utilice sistemas de arrastre en los que cada actividad descendente señale su necesidad a la siguiente actividad ascendente.

6. Aumente la velocidad y reduzca la variación para poder ajustar más fácilmente la entrega para satisfacer el consumo real de los clientes.

7. Colaborar y utilizar la disciplina de proceso de manera que todos los participantes en la cadena de valor identifiquen los problemas para el análisis de la causa raíz.

8. Centrarse en el costo total de cumplimiento. Tenga cuidado de no tomar decisiones que beneficien a una parte de la cadena de suministro a expensas de otra.

La cadena de suministro Lean se centra incesantemente en la reducción de los plazos de entrega mediante la eliminación de todas las actividades que no generan valor (desperdicio). Esto se logra a través de una rigurosa disciplina de proceso, reducción de inventario y calidad de primera vez.

Por lo tanto, si su empresa ha hecho mejoras Lean dentro de sus cuatro paredes y se pregunta por qué no puede obtener más mejoras, la respuesta es que las mayores oportunidades se encuentran ahora en la cadena de suministro, donde seguramente se deja caer el bastón.

Traducido por Lean Institute Colombia

Fuente Lean Post